Terror en las ruinas con los hermanos Onetti: “Los Olvidados no hubiese existido sin Epecuén”

Para muchos, es difícil ver imágenes de las ruinas inundadas de Epecuén y no pensar que constituyen un escenario ideal para ambientar un film post-mundista o de terror. Para quienes tienen unos años más, en cambio, aquellas ruinas evocan la inundación que tuvo lugar en esa localidad de la Provincia de Buenos Aires en el año 1985, que obligó a la población a abandonar la zona y sumergió la ciudad bajo las aguas durante muchos años. Los hermanos Luciano y Nicolás Onetti conjugaron ambos factores para filmar Los Olvidados, su tercer largometraje. Enmarcado en el género de terror -al igual que sus dos anteriores películas-, este film de ficción cuenta la historia de un grupo de jóvenes que parte a las ruinas de Epecuén para filmar un documental sobre los fatídicos acontecimientos que la borraron del mapa. Ignorando toda advertencia, el grupo queda varado en el pueblo abandonado y descubre, de la peor forma, que no se encuentra solo en ese lugar.

Conversamos con los hermanos Onetti, directores y guionistas de Los Olvidados, antes del estreno en Sitges, el festival de cine fantástico de Catalunya, cita internacional por excelencia de las producciones de terror.

Los hermanos Nicolás y Luciano Onetti, directores y guionistas de Los Olvidados.
Los hermanos Nicolás y Luciano Onetti, directores y guionistas de Los Olvidados.

 

¿Cómo tuvieron conocimiento por primera vez de la existencia de las ruinas?

Luego del fallecimiento de nuestra madre, decidimos festejar el cumpleaños de nuestro papá Juan lejos de nuestra ciudad. La idea era conocer un lugar distinto y no muy lejano. Nicolás ya conocía Epecuén, pero en el momento de su primera visita todavía estaba todo inundado. Le llamó mucho la atención viajar a conocer ahora, que se había retirado el agua.

 

¿Cuánta influencia tuvo la locación en el origen del proyecto?

Epecuén era la locación ideal para esta película. Es más, primero elegimos la locación y después adaptamos el guión a ella. Los Olvidados no hubiese existido sin Epecuén. A diferencia de otras películas rodadas ahí, el guión se pensó en base a la historia real que sucedió allí. Por eso todas las locaciones utilizadas en la película son reales y se hace referencia a ellas y a su historia.

 

Los directores en rodaje.
Los directores en rodaje.

 

¿Qué locaciones se utilizaron, en particular, dentro de Epecuén y con qué criterio las seleccionaron?

Durante un año previo al rodaje hicimos muchos viajes de scouting, para así tener referencia de los mejores lugares que podrían utilizarse según el guión. Sin dudas, el matadero es el mejor referente en la película. Luego, buscamos locaciones que no estuvieran en peligro de derrumbe. Había que ser muy cauteloso a la hora de rodar ya que había grietas edilicias por todas partes. También buscamos playas y zonas desérticas en las cercanías del lago, el cementerio abandonado, casas en ruinas y un par de lugares que no estaban en Epecuén sino a unos pocos kilómetros, como la estación de servicio abandonada que fue armada especialmente para el rodaje.

 

Ex Matadero Municipal
Ex Matadero Municipal

 

¿Cómo describirían la experiencia de rodaje de Los Olvidados?

Fue una experiencia increíble, totalmente opuesta a como veníamos trabajando. No es fácil rodar cuando el grupo de trabajo es grande. En nuestras primeras películas, al ser un grupo muy reducido de personas, podíamos movilizarnos fácilmente y las ideas y conceptos estaban bien definidos, por lo que eran fáciles de desarrollar. En cambio en esta nueva propuesta, la cantidad de gente y las distancias de una locación a otra hacían que hubiera demoras. Siempre había algún que otro contratiempo, y ahí es cuando uno tiene que tener la habilidad de reorganizarse, armarse de paciencia y lograr que todo salga tal como establecía el plan de rodaje.

 

Ex Matadero Municipal
Ex Matadero Municipal

 

Más allá de las bondades que ofrece la locación en términos de escenario para un film del género, ¿cuáles fueron los desafíos y sorpresas que tuvieron que enfrentar por filmar ahí?

Los desafíos fueron muchos y las sorpresas también. Parecía que todo iba sucediendo por alguna razón, desde el llegar tarde a una locación cuando el sol estaba ya desapareciendo sólo para darnos cuenta que de esa forma era mejor aún, hasta reorganizar un plan de rodaje porque algún actor tenía que viajar a Capital por algún inconveniente. Era como jugar al ajedrez. Cada pieza y movimiento era importante. El mayor desafío fue luchar contra el reloj. Si bien Epecuén es una de las locaciones más hermosas para filmar, también conlleva complicaciones como la distancia y las dificultades que implica trasladar durante un mes a más de 40 personas con el equipamiento. Pero tuvimos la suerte de rodar la película sin que el clima, otro de los factores importantes, nos afecte. Solo llovió un día y fue un sábado, día en el que no había rodaje.

 

Los actores Chucho Fernández y Germán Baudino
Los actores Chucho Fernández y Germán Baudino

 

¿Qué expectativas les genera el estreno del film en Sitges?

Con el Festival de Sitges tenemos una relación especial. Podríamos decir que “nos descubrió” allá por el año 2013 con nuestra primer película, Sonno Profondo, y nos ha visto crecer tanto en lo profesional como en lo personal. En Sitges fueron los estrenos de nuestras dos películas anteriores y, afortunadamente, también lo será el de Los Olvidados. Es un Festival al cual amamos y que significa mucho en nuestras vidas.

 

¿Cuál esperan que sea el itinerario del film de ahí en más?

Luego de Sitges, la película se presentará en otros festivales internacionales: Mórbido en México, Molins de Rei en Catalunya, Telluride en Estados Unidos, NightVisions en Finlandia, Obscura en Alemania, y en el Festival Internacional de Mar del Plata de Argentina. Actualmente está siendo evaluada en una gran cantidad de festivales, para luego tener el estreno comercial en nuestro país entre los meses de Enero y Marzo de 2018.

 

 

Ficha técnica
Los olvidados

Dirección: Luciano y Nicolás Onetti
Guión: Carlos Goitia, Nicolás Onetti y Luciano Onetti
Productora: Black Mandala Films, Rusty Robot y Onetti Brothers Productions
Producción Ejecutiva: Michael Kraetzer, Mariano Oliveros, Fernanda Goitia, Diego Savignano
Dirección de Fotografía: Facundo Nuble
Dirección de Arte: Sebastián del Prado
Vestuario: Carolina Cichetto
Montaje:Luciano Onetti
Música Original: Luciano Onetti
Elenco: Mirta Busnelli, Gustavo Garzón, Agustín Pardella, Victoria Mauretti, Victoria
D´Alessandro, Damián Dreizik, Paula Brasca, Paula Sartor, Chucho Fernández, Germán Baudino, Evan Leed, Tamara Garzón.